Bitácoras

¿A quién no le gusta salirse de las guías turísticas y sentirse un poquito menos turista y un poco más viajero? Frecuentar los lugares de moda para los parroquianos, los restaurantes con comida de verdad (y precio asequible), las terracitas. Seguir leyendo