¿Qué se siente al viajar en un A380 de Emirates?

Facebook Twitter Pinterest Linkedin Google + Email Whatsapp Telegram

Emirates Airlines A380 en pleno vuelo

Atravesar la puerta de un avión y notar que cada detalle está cuidado al máximo. La amabilidad de los tripulantes anuncia un viaje rodeado de atenciones y sabes que un sinfín de servicios de lujo te espera durante el trayecto. Empiezas a relajarte pensando en disfrutar al máximo mientras llegas a tu destino. Son las sensaciones que uno tiene al volar con Emirates Airlines. Y, si encima lo haces a bordo del avión más grande del mundo, el Airbus A380, el viajero entiende de un plumazo por qué la aerolínea de bandera de Emiratos Árabes Unidos ha sido galardonada con varios premios, entre ellos el de Mejor Aerolínea del Mundo 2013 de SKYTRAX.

En los A380 de Emirates Airlines, todo está concebido para disfrutar de una experiencia inolvidable. Sus dos cubiertas permiten la máxima movilidad y comodidad a los pasajeros ofreciendo diferentes ambientes. En las salas VIP, los pasajeros pueden disfrutar de un exquisito aperitivo mientras alternan con otras personas en un amplio espacio, pero también hay un pequeño rincón para la privacidad en las 14 suites de primera clase. Concebidas para disfrutar de la máxima intimidad –todas tienen puerta–, en ellas encontrarás un sillón convertible en cama, minibar, armario… Y, si necesitas un tratamiento especial para relajarte, puedes utilizar el spa, un servicio incluido como experiencia de primera clase. ¿No parece increíble que existan todas estas comodidades a 43 mil pies de altura?

La gastronomía es otra de las señas de identidad de Emirates Airlines, por lo saludable de sus menús, y su calidad y variedad. La carta incluye «menús de varios platos que reflejan la cocina de diferentes regiones del planeta y los preparan con ingredientes locales, especialidades infantiles, vinos adecuados para resistir los rigores de los viajes en avión… El menú a la carta satisfará cualquier antojo culinario que le surja durante el trayecto».

Emirates Airlines A380 Suite de primera clase

Un vuelo hiperconectado

Las nuevas tecnologías, cada vez más necesarias en nuestra vida cotidiana, están al alcance de todos los pasajeros del A380 de Emirates gracias al completo abanico de opciones de comunicación. El sistema OnAir, por ejemplo, permite disponer de una conexión Wi-Fi durante todo el vuelo a la que se pueden conectar los teléfonos móviles, cuyo uso sí está permitido en los A380. Además, el sistema Airshow te permitirá estar al tanto de las noticias de BBC y conocer la ubicación exacta del vuelo.

Si no basta con todo esto para disfrutar de un vuelo inolvidable, el A380 de Emirates Airlines también incluye ICE, un potente sistema de entretenimiento que permite disfrutar de videojuegos, una extensa variedad musical, películas, programas de televisión y noticias de última hora.

Puedes descubrir estos y otros servicios que se pueden disfrutar en un A380 de Emirates Airlines.

 

Destinos a los que vuela Emirates Airlines: Amsterdam, Auckland-Melbourne, Auckland-Brisbane, Bangkok, Barcelona, Pekín, Fráncfort, Hong Kong, Houston, Jeddah, Kuala Lumpur, Kuwait, London Gatwick, London Heathrow, Los Ángeles, Manchester, Mauritius, Melbourne-Auckland, Moscú, Bombái, Múnich, Nueva York JFK, París, Roma, San Francisco, Shanghái, Seúl, Singapur, Sidney-Auckland, Toronto, Zúrich. Por cierto, ¿sabías que el primer vuelo del A380 de Emirates se realizó entre Barcelona y Dubái? ¡Pues sí! ¡Ahora puedes encontrar todos estos trayectos en Destinia.com a grandes precios!

Facebook Twitter Pinterest Linkedin Google + Email Whatsapp Telegram

Acerca del autor

Artículos relacionados

Súmate a la conversación

Comentarios

  • Fer agosto 8, 2015 at 2:05 pm

    Cuando decidimos organizar mi familia y yo, nuestras vacaciones para el verano, compramos los pasajes aéreos a Emirates, nos seducía volar con una de las mas reputadas compañías aéreas del mundo , ademas de poder volar con el nuevo Airbus 380, todo esto a pesar que las tarifas no resultaban ser las mas convenientes para los trayectos que habíamos elegido.
    El viaje de ida Barcelona-Dubai-Sigapore, fue satisfactorio, buen servicio a bordo y una nave nueva y bien equipada.
    La odisea comenzó cuando acudimos al aeropuerto de Bali para embarcar en nuestro vuelo de regreso Bali-Dubai-Barcelona el día 16 de julio, vuelo EK399 cuya salida esta prevista a las 23:40, al llegar al aeropuerto nos informan que EMIRATES había cancelado el vuelo y que saldríamos al día siguiente a las 8:20 de la mañana, la compañía argumentó problemas de seguridad a causa del volcán que días antes había erupcionado en las cercanías, pero el aeropuerto no solo estaba operando con absoluta normalidad desde hacía varios días sino que no había habido entre los cientos de vuelos que partían ese día , ningún atraso y ninguna cancelación.
    Lo peor de todo es que Emirates tenía disponible SOLO UNA PERSONA atendiendo a los numerosos pasajeros que estábamos en la misma situación, esta persona después de hacernos esperar dos horas sentados en el suelo de la terminal , se dignó por fin a informarnos que el vuelo había sido cancelado-reprogramado y que la empresa no nos prestaría ningún tipo de asistencia de alojamiento, transporte , alimentos ni llamadas telefónicas.
    Mi estupor, indignación y enfado no tenían límite, nos encontramos cinco personas, entre ellas dos niños, totalmente abandonados a las 23:30 horas de la noche si tener donde dormir , de nada sirvieron nuestras reclamaciones, el Sr. Nyoman Alit Arra , Airport Service Officer , argumentó que no había recibido instrucciones de su compañía para brindarnos ningún tipo de asistencia, fuimos totalmente abandonados a nuestra suerte por la empresa Emirates.
    Después de haber tenido esta horrible experiencia con Emirates , he comprendido que las grandes empresas aéreas no se distinguen por brindar al pasajero una comida u otros servicios a bordo mas o menos mejor que otras, las grandes compañías aéreas se distinguen por cuidar, atender y asistir a sus pasajeros en situaciones de adversidad ,según las normas usuales de Poco me reconforta si Emirates estaba obligada o no según la normativa Dubaití asiática o balinesa, a prestarnos asistencia, solo me importa que la empresa decidió reprogramar unilateralmente y sin argumentos sólidos sus vuelos, abandonando totalmente a sus pasajeros, acabando con nuestra experiencia en el vuelo Airbus 380 y obligándome a asumir costos extras de mas de 500 euros , que no tenía por que asumir , ademas del stress y mal rato pasado.
    De mas esta aclarar que será nuestra primera y última experiencia con Emirates, nuestros próximos vuelos serán solo con compañías de primer nivel, desde luego grupo dentro del cual no está EMIRATES.